ASOCIACIONES CAMPESINAS EN SANTANDER, IMPLEMENTAN ACCIONES PARA ENFRENTAR A LA COVID-19

Muy, pero muy oportuno, el aporte de la IAF para brindar a comunidades campesinas, con las que mantenemos vínculos de trabajo, elementos de bioseguridad y dotación de botiquines comunitarios.

El Mercado Campesino de la Asociación de Usuarios Campesinos, en el municipio de Piedecuesta, Santander, con cerca de 120 puestos de mercado atendidos directamente por familias campesinas, recibió elementos para la desinfección y adecuación del local con los elementos de bioseguridad: tapetes para desinfección de suelas del calzado, guías de tránsito, distanciadores, dispensadores de alcohol glicerinado, elementos para la toma de temperatura e instalación de vallas anunciado las medida de autoprotección; también la dotación de elementos personales (tapabocas y alcohol) para las personas que realizan la atención en cada puesto de venta.  Muy oportuno, pues sólo con la implementación de estas medidas, las familias campesinas pudieron retomar su actividad de comercialización, ofreciendo alimentos para los usuarios de la plaza campesina y generando ingresos para sus familias. Para esta actividad nos articulamos tres organizaciones que hacemos parte del Nodo RENAF Santander: Corambiente, Compromiso y Mercored.

Con el apoyo de la IAF, se dotaron botiquines comunitarios en las veredas de El Paujil (Matanza), Babilonia, Montechiquito y Palmas (Tona), el Centro poblado y Pico y Palma (Charta), para atender problemas menores de salud, de tal forma que sus habitantes no tengan que desplazarse a centros urbanos y así disminuir riesgos de contagio y propagación. Las encargadas del seguimiento serán las promotoras de salud.

El mercado agroecológico Mankka, que funciona en Bucaramanga, implementó desde el mes de abril, su plan de atención exclusivamente a domicilio, para de este modo, continuar comercializando alimentos producidos por mujeres campesinas y no interrumpir esta cadena de comercio justo. Con recursos de la IAF, se les aportaron todos los elementos y protocolos de bioseguridad necesarios, para prevenir contagios y proteger el equipo de trabajo.

PROMOTORAS AGROECOLÓGICAS: UNA ESTRATEGIA DE FORTALECIMIENTO DE LA SEGURIDAD Y SOBERANÍA ALIMENTARIA EN LOS MUNICIPIOS DEL PÁRAMO DE SANTURBÁN EN TIEMPOS DE COVID-19

Con el apoyo de la Fundación Interamericana y Christian Aid, desde el mes de mayo un grupo de cinco Promotoras agroecológicas, ha facilitado intercambios de experiencias y diálogos de saberes con sus compañeras, por medio de visitas de seguimiento en las fincas y pequeños talleres, dirigidos al fortalecimiento de la producción agroecológica.  

Desde la alianza entre Corambiente y las organizaciones de mujeres campesinas, definimos acuerdos, metodologías y población.  Cada promotora tiene la tarea de acompañar entre treinta y cuarenta familias para el fortalecimiento de los huertos y las producciones agroecológicas.

Con esta estrategia se han recolectado diversos frutos. 1) El trueque e intercambio de semillas y alimentos; 2) La constitución de grupos de jóvenes que construyen huertos y realizan actividades de reforestación; 3) La integración de toda la familia en la producción agroecológica y, 4) El abastecimiento pleno de las familias gracias a los alimentos que producen en las fincas.

Como equipo de trabajo, pensamos el desarrollo de esta estrategia en nuestra planeación inicial de año. Sin embargo, no imaginábamos el contexto de su implementación. Gracias a la Promotoría agroecológica, hemos potenciado nuestras capacidades de acompañamiento a las comunidades, fortalecimos nuestras habilidades de comunicación y formación y consolidamos relaciones más estrechas con las organizaciones campesinas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.